12 Enero 2020

Bautismo del Señor

En la encarnación Jesús bajo a nuestra carne, se sumergió en el rio de la tierra para regresar a abrirnos también a nosotros el cielo de Dios.

Is 42, 1-4.6-7, Sal 28, At 10, 34- 38, Mt 3,13 – 17

La fiesta del Bautismo concluye el Tiempo de Navidad para introducirnos en el tiempo ordinario. No obstante que solamente el justo, acepta de tomar nuestro pecado, mezclándose con aquellos que van a recibir el bautismo de penitencia de Juan. Al mismo tiempo toma en plenitud el Espíritu de Dios para «bautizarnos en Espíritu Santo y fuego», como había profetizado el Bautista. Asume nuestra carne para donarnos su Espíritu. Se convierte en hijo de Dios el hombre para restituirnos en nuestra condición de hijos de Dios. Es esta la justicia que el ha venido a cumplir, como recuerda Juan, respondiendo a su objeción y venciendo sus resistencias. El cielo se abre a fin que se abran nuestros ojos para reconocer con estupor la verdadera identidad de Jesús. «Es el Señor de todos», exclama Pedro en los Hechos de los apóstoles.

Comentario de la Comunidad de Dumenza
Traducción de dom Elias OSB

Pin It on Pinterest

Share This

Questo sito utilizza i cookie per fornire la migliore esperienza di navigazione possibile. Non utilizza cookie per finalità commerciali né fornisce a terzi le informazioni sugli utenti. Continuando a utilizzare questo sito senza modificare le impostazioni dei cookie o cliccando su "Accetta" permetti il loro utilizzo. Per saperne di più sui cookie, clicca su maggiori informazioni

Questo sito utilizza i cookie per fornire la migliore esperienza di navigazione possibile. Continuando a utilizzare questo sito senza modificare le impostazioni dei cookie o cliccando su "Accetta" permetti il loro utilizzo.

Chiudi