1 Diciembre 2019

I Domingo de Adviento

Año A

Vivir en la noche como en pleno día es la meta del Adviento: el Señor que esperamos da una luz diferente a todo lo que hacemos.

Is 2,1-5; Sal 121 (122); Rm 13,11-14a; Mt 24,37-44

EEntramos en el Adviento esperando que el Señor venga e ilumine ya nuestro hoy. También en la oscuridad de la noche podemos caminar con la luz del Señor, podemos de hecho ya vivir de hijos de la luz, como en pleno día. Esta actitud nos pide mas que nada de continuar a vivir las cosas de siempre, pero con un corazón transformado del Señor que esperamos de encontrar. Los contemporaneo de Noe, comían, bebían, se casaban, en si no hacían nada de malo, cumplían, es más todas las aciones indispensables a la vida humana. Y aún así, con todo esto no se les permitió de sobrevivir, porque « Vinó el diluvio y destrozó todo». Lo que importa es vivir el empeño reconociendo que no esta en eso el fundamento de nuestra vida, sino en el Señor que viene a darle cumplimiento.

Comentario de la Comunidad de Dumenza
Traducción de dom Elias OSB

Pin It on Pinterest

Share This

Questo sito utilizza i cookie per fornire la migliore esperienza di navigazione possibile. Non utilizza cookie per finalità commerciali né fornisce a terzi le informazioni sugli utenti. Continuando a utilizzare questo sito senza modificare le impostazioni dei cookie o cliccando su "Accetta" permetti il loro utilizzo. Per saperne di più sui cookie, clicca su maggiori informazioni

Questo sito utilizza i cookie per fornire la migliore esperienza di navigazione possibile. Continuando a utilizzare questo sito senza modificare le impostazioni dei cookie o cliccando su "Accetta" permetti il loro utilizzo.

Chiudi